12 de junio de 2017

Doctora expulsada pide sanción para compañero


La doctora Ana Paulina Sánchez Palafox, pidió su intervención a la Comisión de Igualdad de Género de la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión, para que se le haga justicia, ya que el Instituto Mexicano del Seguro Social, sólo despidió a ella y a su compañera Carolina Domínguez García, mientras al médico que les tomó una polémica foto que se volvió viral, únicamente lo amonestaron, y continúa realizando su residencia en el IMSS.

Sin embargo, pese a que el miércoles de la semana pasada realizó el planteamiento, hasta este domingo no había recibido respuesta de la presidenta de la Comisión, Laura Nereida Plascencia Pacheco (PRI). Igualmente pidió apoyo al Senado, pero no han contestado al correo electrónico que remitió, expresó la quejosa.

La petición para que apoyen su reinstalación como médico residente, también la presentó a los diputados de la comisión de Salud, que preside, el panista Elías Iñiguez Mejía, quien el jueves le llamó telefónicamente para expresarle que verá la forma de interceder en su favor, aunque no le dio muchas esperanzas, pues comentó que no se ha legislado este tipo de situaciones, como la que provocó su cese, por parte del IMSS, comentó.

En la delegación del IMSS en Nuevo León, a cargo de Francisco Javier Mata Rosas, tampoco han dado respuesta, a la petición de reconsiderar el cese de la profesionista, como lo solicitaron el 31 de mayo.

La doctora Sánchez Palafox fue despedida el pasado 19 de marzo, “por falta de probidad y honradez”, luego que su compañera residente de la clínica 25 del IMSS, Carolina Domínguez subió a sus redes sociales una fotografía que les tomó otro médico, mientras diseccionaban una pierna amputada a un paciente, para realizar los correspondientes estudios patológicos, a fin de prevenir otros males o complicaciones de salud al asegurado.

La foto se volvió viral, porque la doctora Domínguez sonríe mientras sostiene con una mano el pie amputado, aunque la doctora Ana Paulina, argumenta que es usual fotografiar las piezas quirúrgicas por razones de control, pero a raíz de los comentarios de los usuarios de Internet, el IMSS cesó a las dos residentes de manera fulminante, y anunció en su contra una demanda penal.

Ofelio Garza Rodríguez, abogado de la doctora Sánchez Palafox, comentó que actualmente están en trámite más de 10 procedimientos, entre amparos, comparecencias, solicitudes y demandas; pero resaltó que existe el inconveniente de que en caso de que la doctora gane los litigios y sea reinstalada como médico residente, pasarían más de tres años y el daño moral, laboral y educativo que se le ocasionaría sería irreparable, pues no podría concluir su especialidad en Patología Anatómica, de la que ya había iniciado el tercer año.

Por lo anterior, esperan que esta semana puedan recibir audiencia del director general del IMSS, Mikel Andoni Arriola Peñalosa, para que remedie el trato injusto dado a la doctora Sánchez Palafox, a fin de que pueda continuar sus estudios de especialidad.

El abogado dijo asimismo que está por resolverse una queja ante el Cuarto Tribunal Colegiado en Materia Laboral del Cuarto Circuito Judicial, ya que el Juzgado Segundo de Distrito en Materias Civil y del Trabajo, desechó la demanda de amparo 377/2017, por medio de la cual se pretendía restituir a la doctora en el goce de su derecho fundamental de educación.

Comentó que de acuerdo con la resolución que emita dicho Tribunal, “se estaría en aptitud de acudir ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, solicitando que ésta recomiende al Estado Mexicano reparar las violaciones a los derechos fundamentales de que ha sido objeto la doctora Sánchez Palafox”.

La doctora Ana Paulina, comentó que para este lunes espera la notificación oficial que dará sobre su caso el órgano interno de control del IMSS (Comisión Interinstitucional para la Formación de Recursos Humanos para la Salud), en seguimiento de la audiencia que se realizó el ocho de mayo.

Recordó que la semana pasada le notificaron telefónicamente que buscaban inhabilitarla para laborar de por vida en el sector público de salud, lo cual impediría continuar su residencia en el IMSS y terminar su especialidad de Patología Anatómica.

Confió sin embargo que haya una reconsideración con el análisis de las pruebas adicionales que ha presentado, donde puso en claro que fue víctima del error de una compañera residente, que sin su consentimiento y sin que se diera cuenta, subió a redes sociales una fotografía que se volvió viral.


0 comments:

Publicar un comentario